filesmonster.biz
Enviar contenido

Libreta de salud infantil familiar digital




Alimentación de niños entre 12 y 36 meses de edad

La alimentación de bebés entre 1 a 3 años es un tema muy importante para el grupo familiar.
Una vez cumplido su primer año, el niño puede tomar la mayoría de los alimentos, siempre que se cocinen de una manera sencilla y que estén cortados en pequeños trozos. Si rechaza los nuevos alimentos , no hay que forzarlo, pues dispone de todo el tiempo necesario para acostumbrarse, aparte de que la papilla y los purés siguen siendo alimentos completos y equilibrados.

Sin embargo , algunos alimentos no se le deben dar, ni siquierea para probarlos:

  • Los mariscos, por el riesgo de contraer infecciones
  • los platos picantes
  • El café y el té (no desteinado)
  • Los productos alcohólicos (vino, cerveza, licores, etc.)


    Otros alimentos pueden darse sólo ocasionalmente y en pequeñas cantidades:
  • Los quesos grasos
  • Los alimentos fritos (sobre todo con manteca o mantequilla.
  • Los embutidos com el salchichón y la mortadela y los fiambres grasos como el tocino o panceta.
  • Los dulces y las bebidas azucaradas, porque incluso las de fruta, además de no quitar la sed, suelen contener demasiado azúcar.
  • Los alimentos con conservantes, colorantes y aromas artificiales.

    Es importante que el niño tenga la posibilidad de aprender a comer solo, para adquirir mayor autonomía y desarrollar sus capacidades manuales.
    No debe olvidarse que el pequeño no siempre consigue controlar su movimientos, siendo muy posible que disemine la comida a su alrededor.

Consejos válidos

  • Poner al niño un babero grande, hay modelos con un bolsillo donde poder recoger la papilla.
    Preferentemente de material plástico o un tejido fácil de lavar, y colocar debajo de la trona (silla del bebé), si no se quiere que ensucie el piso, una tela impermeable, poniéndose la persona que le da de comer un delantal.
  • Utilizar vajilla de plástico y dar al niño cubiertos pequeños.
  • Administrarle alimentos secos, ya cortados en pequeños trozos.
  • Conceder al niño el tiempo necesario, sin darle prisa.
  • Sentarlo en la mesa con toda la familia, para que se sienta estimulado a imitar los gestos de los demás.


Como el crecimiento del niño avanza a un ritmo mucho más lento del que tuvo a lo largo de su primer año de vida, durante este período el apetito puede reducirse, considerando su inapetencia como algo fisiológico y esperado.
También hay que tener en cuenta que al querer comer solo, el niño se cansa, pues los alimentos secos le resultan más difíciles de tragar, dando lugar a que algunas de las comidas del día sean algo escasas.

A pesar de ello, no suelen producirse carencias nutritivas porque el niño sano consigue autoregularse y sigue creciendo normalmente.


Con qué se enriquece la dieta de un niño entre 12 a 36 meses?


LECHE: Debe darse preferentemente sin azúcar, con 2 o 3 galletas o con 2 o 3 cucharas de cereales. Tambien se puede enriquecer con una cucharita de cebada soluble.
Recuerde NO añadir café.
La leche y el yogurt siguen siendo los alimentos ideales para el desayuno y la merienda.

HELADOS: si el niño empieza a rechazar la lechey no le gusta el yogurt, el helado de nata o de crema puede convertirse en una buena merienda o desayuno

HUEVO: puede darse entero, perferentemente pasado por agua o escalfado (hervido por 3 o 4 minutos).
También puede darse duro o en tortilla cocinada en una sartén antiadherente, con un chorrito de aceite.
Para los niños inapetentes se puede añadir una yema de huevo a biberón de leche incluso 2 o 3 veces por semana.


FIAMBRES: son aconsejados los magros como la pavita o el lomito. Se les debe desgrasar , sacando la grasa visible.

CEREALES: Se aconseja emplear también alimentos integrales com pan, pasta , arroz, galletas, que son ricos en fibra

AZUCAR: debe usarse con moderación, pudiendo reemplazarse por miel (a partir del año de vida). Si la miel es del tipo "virgen integral", de reciente producción, porque no sólo es rica en azúcares sino también en vitaminas, sales minerales y factores biológicos que tiene propiedades balsámicas y antibacterianas.

SAL: puede utilizarse con moderación. Actualmente se postula sacar la sal de la mesa familiar y restringir su uso para prevenir la hipertensión arterial.

fuente::
La gran Enciclopedia del bebé y niño/ Sfera Editores

Temas para padres

alt
alt
alt
alt

alt

alt

Comparte este contenido

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

NO tienes permisos para ingresar comentarios

Buscar en Zp