Cuerpos extraños en oidos


En los niños es frecuente encontrar este tipo de afecciones, los objetos más comunmente encontrados son tapones de cerúmen impactados, algondones, papel, minas de lapiz, insectos, juguetes pequeños, etc, etc.

Para la extracción de cuerpos extraños en oidos requiere del uso de una jeringa con un adaptador tipo sonda para enviar un chorro de agua a temperatura ambiente hacia adelante y arriba del conducto auditivo externo.

En el caso de los insectos (producen importantes molestias )es necesario primero inmovilizarlos con sustancias oleoias o con éter y luego recurrir al dispositivo de la jeringa y el adaptador para enviar el chorro de agua.

Estos procedimientos deben ser realizados por personas entrenadas ya que si lo realiza alguien que no conoce la manera adecuada de extracción puede producir daño en el oido del niño.

Un dato importante es el de los cuerpos vegetales (frijoles, arvejas, algunas semillas) se hidratan luego de introducidos aumentando su tamaño lo que puede llevar a la necesidad de una intervención quirúrgica para su retiro.

 


Cuerpos extraños nasales
Otra frecuente causa de consulta en servicios de emergencias es la introducción por parte del niño de elementos como papel, esponja, semillas, etc en sus fosas nasales.

Muchas veces se llega al diagnóstico dias o semanas después de realizada "la travesura" ya que se detecta obstrucción nasal y secreción con pus generalmente unilateral (puede ser bilateral pero con menor frecuencia).

Una vez detectado el cuerpo extraño se evalúa la posibilidad de extaerlo con pinzas o ganchos preparados de una manera especial con clips.
Es importantísimo aclarar que es imprescindible que las maniobras de extracción del objeto tiene que ser realizado por manos expertas ya que muchas veces y a pesar de la buena voluntad de quien intenta extraer el cuerpo extraño sólo se logra su enclavamiento lo que puede llevar a la necesidad una intervención quirúrgica.

 

Bibliografía de consulta
II Manual de Otorrinolaringología Pediátrica de la IAPO - Interamirican Association of Pediatric Otorhinolaryngology.

 

Consulte a su pediatra a su pediatra de cabecera tanto en tiempos enfermedad como de salud.
En la salud de los niños el pediatra es irremplazable!!


Comparte este contenido

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn