filesmonster.biz
Escritorio de un pediatra

Libreta de salud infantil familiar digital




La automedicación - números que asustan.
Mejor prevenir que curar - Controles de salud del niño sano.

Ante un pedido de la Organización Panamericana de la Salud una consultora realizó una encuesta a 420 habitantes de un área muy poblada como es el conurbano Bonaerense (Provincia de Buenos Aires - Argentina); con el objeto de conocer el grado de automedicación existente de la población.
Los resultados del mismo fueron elevados al Ministerio de Salud de dicha provincia.


 

El estudio abarcó personas de entre 16 a 70 años de edad de todas las clases sociales y sorprendente fueron los resultados obtenidos.

 

La encuesta revela que aún en la población de nivel social medio-alto que históricamente registra el menor índice de automedicación el porcentaje llega a un 40% (altísimo).

El 38% de los habitantes que tienen una cobertura prepaga y el 44% que cuentan con una obra social se automedicaron en este último año.

El 56% de las personas que se atiende en hospitales públicos y el 55% de los que no tienen cobertura social también tomaron la conducta de automedicarse en el mismo período

Otros datos de interés es que sólo el 28% de las mujeres de más de 39 años realizó en el último año un control de mamografía y un 30% nunca se controló.

Nota editorial
La automedicación es la toma de medicamentos por propia iniciativa ante la presencia de un síntoma o enfermedad sin la adecuada indicación y supervisión médica.

Habitualmente en Zona Pediátrica nos referimos al riesgo de la automedicación no sólo para la salud de quien la practica, sino también para la sociedad (recordemos el aumento de resistencia bacteriana generada por el uso indiscriminado de antibióticos).

Todos conocemos del poder de los medios de comunicación para publicitar medicamentos asociado esto al gran número de remedios de venta libre pero es muy importante ser concientes que el riesgo puede ser alto y evitable.

En cuanto a los niños es muy importante evitar el uso de medicamentos en forma indiscriminada e ignorante.
Lo mejor que puede hacer un padre para no entrar en este círculo de riesgo es hablar con el pediatra acerca de las pautas preventivas en caso de que el niño a futuro presente fiebre, dolor, tos, diarrea, etc..

Un ejemplo:
Usar un antitérmico indicado por el pediatra dentro de una pauta preventiva y el lógico control posterior (dentro de las 24 horas) por el profesional no entra dentro de la automedicación pero ambos elementos (uso del medicamento y control posterior) siempre tienen que complementarse.

 

Es ideal que en el control de salud el profesional enseñe que tipo de medicamento y a que dosis debe usar por ejemplo para la fiebre de inicio, el dolor de inicio, o el uso de medicamentos específicos si el niño presenta una enfermedad del tipo crónico como es el uso de nebulizaciones con broncodilatadores o corticoides en el episodio de asma agudo y sólo siempre por cortos períodos hasta realizar la consulta oportuna con el pediatra de cabecera.

 

Ahora bien, cada cuanto es recomendable hacer controles de salud a los niños sanos?

La respuesta es: depende de la edad del niño.

Grafiquemos:

Primer mes de vida: entrevista cada 15 dias
.
Del Segundo mes al año de vida: Consulta mensual.

Del primer año al 2do año: Consulta Trimestral.

Del los 2 años hasta fin de la adolescencia: Entrevista cada 6 meses.

Es importante entender que estos controles no sólo son útiles para conocer el peso o la talla del niño, el estado de inmunización por vacunas, sino muy importantes para detectar en forma precoz muchas patologías que pueden pasar desapercibidas como la escoliosis, problemas oftalmológicos, cardiológicos, de conducta, etc, etc, etc.

 

Importante para proteger en forma adecuada la salud de sus hijos:

1- Tenga pediatra de cabecera.

2- Realice los controles de salud del niño sano.

3- Realice la consulta oportuna si el niño presenta un episodio de enfermedad.

4- Tenga un diálogo fluido con el pediatra de cabecera y confianza , transmítale todas sus dudas.

5- Hable con el profesional sobre las pautas preventivas en el manejo inicial de la fiebre, dolor, diarreas, etc.

6- No peregrine de profesional en profesional si no hay una causa fundada para hacerlo.

7- No lo automedique.

8- Brindele a su hijo amor, confianza, protección y educación.

 

 

Archivo del Escritorio de un Pediatra

 


Comparte este contenido

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

NO tienes permisos para ingresar comentarios

Buscar en Zp