Psicologia




Ma´ me comprás, Pa´ me das, Ma' quieroooooooooo...

 

Los niños se la pasan pidiendo, todo el tiempo...
Es muy común escucharlos en los shoping o negocios de la calle comercial. Ma' me comprás?


La Sra. va con su hijo de compras el sábado a la mañana, pasan por un maxikiosco y el Niño reclama: -Má me comprás el muñequito de Pokemón?.


-La madre lo mira pensando: qué hago?, mira su carita angelical y accede.
Continúan el paseo, van lo más campantes al supermercadito de la esquina y el Niño le pide a la Madre: -Mami me comprás un postrecito?.


-La madre apurada le dice: -Si tomá. Continúan el paseo, deben pasar por el zapatero, llevar ropa a la tintorería comprar un regalito a la cuñada que cumple años; y luego regresarían a la casa para prepar el almuerzo.

Pasan por un kiosquito y el Niño reclama: -Má me comprás un chupetin?
-Madre: Pero si recién te comiste un postrecito, ahora que quéres?
-Niño: chupetiiiiiinnnnnnnn!!!! (grito desaforado y caprichoso)
-La madre con tal de no escucharlo gritar más, compra el chupetin y dice:
-Tomá y no hables más!!!

Sra. y Sres. Esta escena es cómica pero es la realidad de muchos padres.
Quieren satisfacer a su hijo para que no pidan más. Pero debo informarles, que nunca van a dejar de pedirles, por lo menos mientras sean NIÑOS.

El niño es un ser demandante, desde que nace demanda. Pide que le cambiemos los pañales, que le demos la leche, etc.

Cada sonido emitido por el bebé, la madre (persona que cumple con la función materna,) lo irá codificando y decodificando.
Le otorgará al llanto, a los gritos y a las descargas emotivas el sentido de un llamado o de un pedido.

Es decir, le pondrá nombre a aquello expresado por su hijo:
-Ah, tiene hambre, no, no tiene gases..

El niño irá escuchando todas las palabras que la madre y entorno familiar, le diga.
Repetirá o intentará hacerlo mediante el "laleo" (balbuceo). Aún no nombra, pero es nombrado y empieza a responder las órdenes verbales.

Todavía no hay palabras, pero si pedidos. Luego de haber pasado más o menos 2 años el niño puede decir una frase, "auto papá": quiere decir según el entendimiento de la madre: Estacionó un auto en la puerta, quizá es papá que vino de trabajar.

El niño pequeño está sumergido desde su nacimiento en un baño de lenguaje, establece la diferencia entre fonemas emitidos por la voz materna y la voz paterna., las palabras se irán asociando a situaciones y personas.

Entre la madre, el niño y los otros circula el lenguaje, el cual debe ser entendido como pedido, como demanda. Aunque solo de ser escuchado, la demanda siempre es de amor.

Acaso Ud. no le está pidiendo que se calme? El amor entre una madre y un niño se colma alguna vez?
El que habla pide y el que escucha intenta satisfacer esa demanda, ilusionado de colmar la demanda del otro (del que habla).

Es una ilusión ya que nunca vamos a poder satisfacer del todo ese pedido. Por eso, no intente satisfacerlo a su niño comprándole todo lo que le pide porque será en vano.

Siempre queda algo por decir., por hablar, por pedir, por desear, por amar...

Lorena Doto Lic. en Psicopedagogía.


Comparte este contenido

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Buscar en Zp