filesmonster.biz
Escritorio de un pediatra

Libreta de salud infantil familiar digital




Era un colectivo de larga distancia.-Sus dos pisos, que te hacen parecer una casa de planta baja y primer piso, estaba completo.-
Tres filas adelante, veíamos a través de los largos asientos, cuatro cabezas, en una fila, una parejita que no dejaba de juguetear al amor, con sus arrumacos continuos, que daban la satisfacción de ver expresarse tan libremente en un juego de risas, los sentimientos.-
Cada tanto se acercaban al asiento de adelante, y acariciaban o jugueteaban con los cabellos de otra pareja, pero ésta más serena, conversadora, pero dificil de divisar.-

En mi fantasía romántica, de la mano de mi esposa, expresábamos nuestra satisfacción de la exaltitud de los sentimientos de la juventud, que a través de los años, se mantiene, pero cambia bastante en su expresividad social.-
Pasaron las horas, y ese estado era continuo, permenente, sin cansancio ni aburrimiento, mientras recórdabamos nuestros años de juventud.-

Llegaba la noche y fuimos sacando los alimentos de la canasta, y casi todo el pasaje estaba haciendo lo mismo.-
Las dos parejitas, intercambian sus provisiones, pero la que estaba delante, la más seria, se las veía alimentarse con una calma muy especial.-
Así pasó la noche, y fuimos llegando a la estación Retiro, en donde al parar el micro, todos empezaron a levantarse, ansiosos por bajar y llegar a su destino, que quizá, no era el que precisamente desearían.- No sé, cada alma, encierra un universo de diversidades, que es lo que hace hermoso ese multicolor cuadro del ser humano.-
Como no nos gusta atropellarnos, esperamos en que vayan sacando sus cosas y bajando los pasajeros.-
Fuè en ese momento, que lo que nuestra mente creaba, fué pincelada con trazos que borraba nuestra multiple e imaginaria "creatividad ".-
La parejita juguetona, se levantó primero, y fué a buscar algo que no distinguíamos bien, pero que se hizo claro cuando una silla de ruedas se abrió y ayudaron a lo que creíamos la "parejita de adelante", a levantar a una preciosa joven parapléjica, y entre todos, quizá familia, ayudaban a levantarla y bajarla del micro de dos pisos.-

Lo que la mente crea !!!!!!, lo equivocados que podemos estar con dejar que nuestras creencias de lo que vemos, sean puras fantasías.- Que lejos estamos de las verdades, con solo mirar.- Lo mismo nos puede pasar en nuestros consultorios.- Y aquí recuerdo el verso de Garrik:

"Nadie en la alegre risa crea
pues aquel a quien el dolor devora,
mientras el alma llora, el rostro ríe.-

El carnaval del mundo engaña tanto
que las vidas son breves mascaradas.-
Aquí aprendemos a reir con llantos
pero también a llorar con carcajadas.-
..........y este cuento ha terminado !!!!

Dr. Mauricio Kaplan
Más de 50 años de médico pediatra
Staff de Zona Pediatrica.com


Ver otros Archivos de Escritorio de un Pediatra


Comparte este contenido

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

NO tienes permisos para ingresar comentarios

Buscar en Zp