Raquitismo Carencial / Zona Vitaminas

El Raquitismo es el término usado para definir a una deficiencia en la mineralización del hueso o del tejido osteoide en fase de crecimiento.
Es por tal razón que se habla raquitismo cuando esta patologiía sucede en los niños y adolescentes.
Cuando la deficiencia de mineralización ocurre en el hueso maduro (adultos y ancianos) recibe el nombre de Osteomalacia.

En este artículo nos referiremos exclusivamente al Raquitismo carencial para comentar sus causas, cuadro clínico , tratamiento y prevención.

 

El Raquitismo  se caracteriza por manifestaciones no sólo clínicas sino también de laboratorio y radiológicas, pero es necesario comprender que en la mayoria de las veces se presenta en forma subclinica, silen??Žte durante mucho tiempo, situación que dificulta llegar muchas veces a un diagnostico temprano.

Por tal razón la prevención del raquitismo es fundamental, para evitar esta persistente enfermedad..

 

Causas
El raquitismo es provocado por diferentes causas donde se destaca una producción disminuida de vitamina D, ya sea por escasa exposición a la luz solar, asociada a una baja ingesta vitamínica de alimentos fortificados con vitamina D.
Pocos son los alimentos que la contienen vitamina D en forma natural, a modo de ejemplo podemos nombrar el pescado, la yema de huevo y el higado

La vitamina D cumple un rol importante en la mineralización ósea al incrementar la absorción intestinal de calcio y fósforo y la reabsorción renal de calcio.

Desde hace muchos años es común en determinados bebés la complementación diaria y por tiempo prolongado de las famosas gotas de vitaminas.
Esta suplementación puede contener asociaciones de vitaminas ,por ejemplo A - C - D y en ocasiones Flúor.

Debemos destacar la importancia de la exposición solar de los niños durante periodos cortos y periodicos, evitando, por supuesto, las horas de mayor radiación (entre las 10 y 17 hs segun la localización geográfica y epoca del año).

 

Prevención de raquitismo en bebés / ¨ Te hacen falta vitaminas¨

El ??ŽRaquitismo puede y debe prevenirse

La exposicon solar coherente en asociación con una alimentacion completa y variada son pilares fundamentales en la prevención

Con el objeto de equilibrar el ingreso y sintesis de vitamina D es frecuente que en algunos bebés se indique algún tipo de prevención medicamentosa. Esta indicación está basada en una Dosis diaria de 400 ui (unidades internacionales) en forma oral durante varios meses.

Una conducta tradicional en pediatría es la que los bebés reciban vitaminas a partir de las primeras semanas de vida, debiendo ser el medico pediatra el encargado de definir la necesidad y duración de la prevención en cada caso en en particular.

El medico evaluará el tipo y tiempo de exposición solar del niño, de su región, estación del año , volúmen de leche ingerida, si es leche materna, modificada (maternizada) o lactancia mixta.
También valorará el tipo de alimentos semisolidos y solidos en los bebés que comiezan su alimentación, etc.
.
Esto forma parte de una clara politica de salud que busca asegurar niveles adecuados de esta vitamina y evitar los aun presentes casos de raquitismo.

 

Algunos autores recomiendan la administración de altas dosis de vitamina D (100000 a 200000 ui) entre 1 a 4 veces por año (no superar dosis mayores de 600.000 ui por riesgo al aumento de calcio en sangre y orina). Este tipo de esquema necesita mayor control por la mayor probabilidad de error de administración por olvidos, omisión o sobredificación.
Es habitual encontrarlo en algunas campañas masivas a nivel mundial que utilicen este tipo de esquemas preventivos.

 

En cuanto a los alimentos fortificados con vitamina D (por ejemplo lacteos) , son una opción muy válida, aunque hay que reconocer que no toda la población tiene acceso a ellos (por los costos) y que los niveles ofrecidos de vitamina D no siempre son los optimos, cubriendo sólo una fracción de lo necesiario, a menos que consuma una importante cantidad del mismo.

Luz Solar

La exposición a la luz solar es fundamental y realmente práctica.
El paseo diario de un bebé al atardecer no sólo es una bella imágen , sino que también favorece positivamente la sintesis de vitamina D por distintas reacciones quimicas que empiezan en la piel.

Se estima suficiente a una exposicion solar (en horarios permitidos) de unos 30 minutos semanales con el bebé en pañales o de hasta 2 horas semanales con el niño vestido pero sin gorra.
Por lo que no es realmente complicado lograr una adecuada exposición solar, durante los horarios permitidos para tener una buena producción de vitamina D.

Estas recomendaciones dependen logicamente de la epoca del año y de la localización geografica de la persona ya que influyen directamente sobre la sintesis de esta vitamina.

Importante es conocer la opinión de los Dermatologos, ellos recomiendan cautela en la exposición solar directa por la alta incidencia de cancer de piel detectados durante los últimos años
El sol produce daños acumulativos eso es una de las causas que justifica la opinion de los especialistas de piel.

Esta documentado tambien??Ž que los filtros solares disminuyen la sintesis de vitamina D, por lo que los mayores de 6 meses (edad donde pueden empezar a aplicarse determinados filtros solares) pueden ver disminuida su producción vitaminica.


Se desprende a su vez del parrafo anterior que los niños menores de 6 meses al no poder usar filtros solares estan más expuestos a los efectos graves de la radiación ultravioleta y es por eso que debemos ser muy cautos en cuanto a el horario de exposición solar de todos los niños.

Otros factores que afectan la natural exposición solar están más relacionadas a estilos de vida, razones habitacionales, y la disminución del tiempo que los niños estan fuera de sus casas y la vida sedentaria ( video juegos, gaseosas y papas fritas...)

A modo de tips

  • Lactantes alimentados al pecho:
    Los lactantes alimentados a pecho de manera exclusiva , que no reciben suplementos de vitamina D ó tienen una exposición solar inadecuada, tienen mayor riesgo de desarrollar déficit de vitamina D y raquitismo.
    La concentración de vitamina D en la leche humana resulta un tanto baja para los requerimientos necesarios.

    Las recomendaciones de los expertos sobre la exposición solar, especialmente en los lactantes pequeños, la variabilidad de la exposición solar dependiente de factores socioculturales y la dificultad para determinar la exposición solar adecuada para un determinado lactante alimentado al pecho, hace que sea prudente dar suplementos de vitamina D a todos los lactantes alimentados al pecho
    Recomendandose empezar durante sus primeras semanas de vida hasta un periodo variable que puede estar entre los 6 a 24 meses o hasta que exista una adecuada exposici&??Žoacute;n solar.

  • Lactantes alimentados con leches maternizadas:
    Practicamente todas las leches modificadas (maternizadas) contienen, al menos 400 UI/Litro de vitamina D.
    Por lo tanto, un lactante que tome 500 ml de leche al día, recibirá la dosis recomendada de 200 UI al día que en caso de recibir insuficiente luz solar deberia ser suplementado hasta que consuma un mayor volumen de leche por dia y/o mejore su exposición solar responsable en cuanto al horario y la duración.

 

A quienes se recomienda la suplementacion
  • Todos los lactantes alimentados al pecho de manera exclusiva, o con lactancia mixta y que tomen menos de 500 ml/día de leche maternizada

  • Los lactantes alimentados con leche maternizada que tomen menos de 500 ml /día.

  • El comienzo de la suplementación con vitamina D se encuentra entre los 15 dias a 60 dias de vida

  • La duración de la suplementación con vitamina D será aplicable todo el tiempo que se presenten las circunstancias citadas arriba, con un lapso maximo de los 2 años de edad (que es el tiempo de recomendación de lactancia materna consensuado internacionalmente)

  • Los niños de tez oscura tienen mayor incidencia de raquitismo, por lo que se recomienda suplementarlos con??Ž vitamina D

 

Tanto el diagnóstico como el tratamiento de esta patología es resorte del médico, es por tal razón que usted debe consultar con el pediatra acerca de este tema.

 

Cuadro Clínico del Raquitismos
En el comienzo de la enfermedad es muy difícil llegar a un diagnóstico rápido ya que no presenta sintomatología clara.
Las alteraciones óseas se pueden observar tras varios meses de déficit de vitamina D.

 

Las manifestaciones pueden aparecer hacia el segundo mes de vida y el cuadro clínico florido hacia el final del primer año y durante el segundo año.

 

Una de las primeras manifestaciones es el Craneotabes, que es producida por el adelgazamiento de la tabla externa del cráneo del bebé pequeño, se detecta apretando la parte posterior de los parietales y da una sensación de apretar una pelota de ping - pong.

 

El craneotabes cercano a las suturas craneales es una variante de normalidad y tiende a desaparecer espontáneamente hacia el 2do o 3er mes de vida (época de inicio de los signos de raquitismo en algunos pacientes)

 

Otro signo precoz es la afectación de las uniones costoc??Žondrales que dan el denominado Rosario Raquítico y el engrosamiento de muñecas y tobillos. Puede aparecer un signo muy inespecífico como el de sudoración (especialmente de la cabeza).

 

El cierre de la Fontanela Anterior (mollera)  puede retrasarse, el tamaño de la cabeza puede ser mayor de lo normal y persistir toda la vida, se puede atrasar la aparición dental a los que se les puede sumar disminución del esmalte y caries generalizadas.

 

Ya nos referimos al engrosamiento de las articulaciones costocondrales, tobillos y muñecas a las que se les suma deformaciones de piernas, columna y pelvis que pueden llevar a una baja talla o enanismo raquítico.

Los músculos están poco desarrollados y carecen de tono, por lo que los niños con un cuadro más avanzado de raquitismo tardan en empezar a ponerse de pie y caminar.

 

Por la debilidad de los músculos de la pared abdominal se puede encontrar un vientre prominente.

 

Complicaciones
Es frecuente encontrar en el niño con esta patología infecciones respiratorias, otras infecciones acompañantes y anemia.

 

Tratamiento
Ya hemos tratado la prevención del Raquitismo, que es tal vez el punto fundamental en el combate de esta patología.
En los casos donde el Raquitismo ya es un hecho y ha sido diagnosticada la Vitamina D es indicación para su tratamiento.

Las dosis indicadas van de entre 2.000 a 5.000 unidades internacionales día (UI/dia).
En los ultimos años algunos autores recomiendan el uso de dosis únicas de entre 200.000 a 600.000 u.i.. Esta estrategia puede ser muy útil en niños con dificultades para el cumplimiento del tratamiento por razones socio economicas. Si el cuadro lo justifica pueden continuarse esta indicación con dosis diarias, siempre bajo estricta supervisión profesional.

En los niños bajo tratamiento por Raquitismo se recomienda durante el primer mes del mismo complementar con calcio si la dieta es inadecuada.

 

Fuentes bibliograficas

  • Portela MLPM de. Vitaminas y minerales en nutrición. 2ª ed. Buenos Aires: La Prensa Médica Argentina, 2003.

  • Leche materna: composición y factores condicionantes de la lactancia Dras. Sara M. Macías*, Silvia Rodríguez* y Patricia A. Ronayne de Ferrer**
    Arch Argent Pediatr 2006; 104(5):423-430 / 423

  • Benito Alonso, E y Piñero López, E. “¿Es necesario dar suplementos vitamínicos a los lactantes sanos? Revisión bibli??Žográfica”.
    Revista Pediatría de Atención Primaria. Vol 1; nº1, 101– 108. 1999

  • Cansino Campuzano, A. “Prevención a través de una alimentación correcta”. Libro de ponencias y comunicaciones. VII
    Jornadas de la Sociedad Canaria de MFyC. 1994.

  • Peña Quintana L y cols. “Alimetación del preescolar, escolar y adolescente. Situaciones especiales: dietas vegetarianas y
    deporte” An Esp Ped vol 54, nº 5 p. 484– 496. 2001.

  • American Academy of Pediatrics. Lawrence M. Gartner, MD; Frank R. Greer, MD; and the Section on Breastfeeding and
    Committee on Nutrition. Prevention of Rickets and Vitamin D Deficiency: New Guideline for Vitamin D Intake. Pediatrics
    2003: 111(4) 908– 910.

  • Raquitismo: una patolog Raquitismo: una patología actual actual ... (pdf)
    Enlace a la Sociedad Argentina de Pediatria

  • Brian Wharton , Nick Bishop
    (MRC Centro de Investigación de la Nutrición Infantil, Instituto de Salud del Niño, Londres) / The Lancet

  • Raquitismo: una patología actual
    Dra. Edit Raquel Scaiola (8 MB)

Temas Relacionados - Zona Nutrición en Zona Pediátrica



En la salud de sus hijos el pediatra es irremplazable!!
Consulte a su pediatra.




Buscar en ZP

Quién está en línea

Tenemos 285 visitantes y ningun miembro en Línea

Necesitás ver al Doctor ?